PATATAS REJILLA

INGREDIENTES para 4 guarniciones

4 patatas (busca las patatas más viejas para freír)
1 litro de aceite suave 0'4º
sal
Imprescindible Mandolina con posición #"rejilla" y hoja de corte ondulada.


Pelamos y lavamos las patatas

Ponemos la mandolina en la posición # (rejilla) y la hoja de corte en posición ondulada. Vamos cortando las patatas intercalando un corte normal y el siguiente girando la patata a 90 º a la derecha, el siguiente otra vez normal y el siguiente otra vez girando a 90 º a la derecha. Con esto conseguimos que se formen los agujeritos de la patata (a excepción del primer corte que será ondulado).

Las dejamos un rato (unos 20 - 30 minutos) en un bol con agua para que pierdan todo el almidón y nos queden más crujientes al freír.

Pasado este tiempo, las ponemos en un colador y con paciencia las secamos con papel absorbente y les echamos sal.

Ponemos un cazo o una olla en el fuego con un litro de aceite.

Cuando el aceite esté caliente, las introducimos de una en una y no haremos muchas de una vez. De esta forma evitaremos que las patatas se peguen entre ellas y nos queden blandas. Queremos obtener una patata crujiente.

A medida que van estando hechas, las sacamos con una espumadera araña y las ponemos unos segundos sobre papel absorbente para sacar el exceso de aceite y las vamos pasando a un plato. 

patates rejilla.JPEG